Documento sin título

 

:::HACIENDO HISTORIA..."EL SOLDADO":::



Dando vueltas por internet enconte está información, que me parecio util compartir con Uds.... La mina El Soldado se ubica en la Cordillera de la Costa, hacia el interior del balneario de Papudo. Si bien el yacimiento era conocido desde la Colonia, su explotación sistemática se inició sólo hacia 1841, momento desde el cual, por lo menos cuatro empresas explotaron el depósito. La última fue “Compañía Minera Disputada de Las Condes”, desde entonces y hasta hoy. Un pequeño poblado, denominado ‘El Cobre’, existía ya en 1923 como un emplazamiento asociado a las faenas de la mina ‘El Soldado’. Más tarde, en 1929, se construyó una planta de beneficio en la confluencia de los esteros El Cobre y El Sauce,que llegó a generar, hasta marzo de 1965, tres relaves a los pies de la planta. Conjuntamente a la formación de estos relaves, a una distancia no superior a los 25 metros, se fue levantando el poblado en el que vivían los propios trabajadores de la empresa con sus familias, más otras personas dedicadas a labores complementarias. En 1965, al costado de los relaves se había construido una escuela, una plaza de juegos infantiles, una cancha de fútbol, 57 casas, un retén de la policía, un almacén y un restaurante. Existía una población de al rededor de 350 personas, de las cuales no menos de doscientos eran niños. El domingo 28 de marzo de 1965, pasado el medio día, se produjo un sismo en la parte centro-norte del país. Las provincias más afectadas fueron Aconcagua y Valparaíso. Por la inconsistencia del relave que actuaba como talud y el elevado nivel de saturación del más reciente de ellos, se produjo el derrumbe del conjunto de desechos. La avalancha descendió por la ladera, cubriendo la terraza y los márgenes del estero, arrasando a su paso con el pueblo. La corriente de barro que se formó cubrió un área de aproximadamente 500 metros de ancho y avanzó por el cauce del estero El Cobre, a una velocidad de 50 Km. por hora, hasta llegar el vecino pueblo El Melón, distante a poco más de ocho kilómetros del lugar. En total, los derrames que se deslizaron tenían un volumen de 6.500.000 metros cúbicos. No es fácil precisar la cantidad de víctimas. La cantidad de fallecidos, en cualquier caso, debió haber sido superior a las 150, cuyos restos, en la mayoría de los casos, no fueron encontrados. Como respuesta la tragedia, se abrieron dos investigaciones: una en la Cámara de Diputados y otra en los tribunales. La comisión investigadora de la Cámara estableció que la empresa minera había “incurrido en negligencia culpable”, no obstante, de acuerdo a la institucionalidad chilena, tal conclusión no tenía efectos penales y no pasó de ser “una declaración romántica”. La investigación que llevó el juez en visita se prolongó más de dos años y la sentencia no estableció responsabilidad penal sobre la empresa; ni la obligó a indemnizar a las familias de los fallecidos. La compañía continuó con sus faenas y reconstruyó el campamento en un emplazamiento más seguro. Un año después de la catástrofe, en un acto simbólico en el que participaron la empresa, el gobierno, el sindicato y la Iglesia, se inauguró en el mismo sitio del desastre el “Parque Nacional de los Mineros”. Se ofició una misa, se bendijo un monolito construido en memoria de las víctimas, se guardó un minuto de silencio, se cortó una cinta tricolor, y se plantaron unos pocos árboles. Recién en 1976 se estableció en Chile una legislación para regular la construcción y mantenimiento de los depósitos de relaves, de tal manera de asegurar su estabilidad. No obstante, y si bien no de manera catastrófica, éstos se siguen derramando accidentalmente hasta el día de hoy. "Yo andaba arreando a las vacas con mi tío. Habíamos llevado las escopetas para cazar. En eso sentimos el terremoto y vimos cómo se rompía el tranque. Era como un volcán que hacía erupción con un ruido muy fuerte. Yo escondí las escopetas y corrí, pero al llegar abajo me dijeron que ya no quedaba nada, que no quedaba nadie". Alfonso Vilches, quien actualmente trabaja para la Municipalidad de Nogales, tenía sólo 15 años cuando ocurrió el accidente minero. El y su hermano sobrevivieron, junto a los otros 11 niños, huérfanos todos tras la tragedia. "Fue algo tremendo y yo menos mal que escondí la escopeta, porque mi tío, después de ver lo que pasó, la andaba buscando para pegarse un tiro".

Un ciudadano con conciencia - 12/11/07

 

 

Documento sin título
INICIO SESION USUARIO
Nick:
  
Clave:
  
BUSCAR
Busca en Portal Choapa con Google

ENCUESTA

¿Cuál es el mayor atractivo del Valle del Choapa?

1.Petroglifos
2.Río Choapa
3.Raja de Manquehue
4.Reserva Nacional de Chinchillas

Mini-Chat
Documento sin título
Sitio desarrollado por Useco - Todos los Derechos Reservados
Montepío 391 2do. Piso - Salamanca - Tel (53) 551 309